11.21.2014

Significado de Las Casas (Bhavas) en la Astrologia Vedica -



Las Doce Casas y sus Significados

El cielo y el zodíaco están divididos en 12 secciones de 30º cada uno, llamados los 12 signos zodiacales, 12 constelaciones, o los 12 “Rashis”.

Debido a la rotación de la tierra sobre su eje, los Rashis ascienden en el cielo por el horizonte este de la tierra, volviéndose visibles en el cielo, y descienden por el horizonte oeste del para volverse invisibles nuevamente, en relación a un lugar específico de la tierra.-
Al momento del nacimiento de una persona, o al comienzo de un evento, uno de estos Rashis estará ascendiendo por el este del horizonte.
El punto exacto o grado del Signo que está ascendiendo, en su intersección con el horizonte es llamado el ascendente o “Lagna”, y ese signo en su totalidad es considerado como la primera casa.
El siguiente “Rashi” en ascender después es la 2ª casa, y así sucesivamente, se corresponden los consecutivos Rashis en las consecutivas 12 casas llamadas “Bhavas”.

Este es el mas común sistema de casas usado en la Astrología védica, llamado el sistema de casas “de igualdad de signo”, o sea donde cada signo es una casa, aunque hay también otros sistemas de casas usados para algunas situaciones específicas, como el sistema de “igual bhava” o el sistema “Sripati”, no discutidos aquí.
Cada casa corresponde a una dimensión específica o experiencia, a un área específica de la vida.

Desde la Primera Casa, que representa el comienzo, el origen, el brote de la semilla, hasta la Decimo Segunda o última casa, que representa el final, la disolución, el retorno al origen para un nuevo comienzo, las Doce casas representan la totalidad del ciclo de la vida y las diversas dimensiones de experiencia que un individuo puede tener.

Entender la relación entre la energía inherente de cada rashi y su correspondencia con una casa específica, más la influencia de los planetas en esas casas y sus interrelaciones, constituye los elementos básicos para interpretar una carta.

La Casa Uno (Tanur Bhava) 

Es también llamada el Lagna o ascendente. 
Es el signo o constelación (y el específico grado dentro de esa constelación) que está ascendiendo al oriente en el horizonte a una hora y lugar específico de la tierra.
Esta es considerada la casa más importante, ya que indica el comienzo, el origen, el impulso motivador nacido del contacto entre el cielo y la tierra.
El ascendente en realidad representa la posición de la tierra en referencia con el cielo en un momento y lugar en particular.
Además, al determinar el ascendente, todas las demás casas son determinadas al mismo tiempo, relacionando los signos o Rashis con las distintas casas o áreas de la vida, lo que ya nos esta dando importantes elementos de información.
En la astrología védica, se le da mayor importancia al signo del ascendente que al signo solar (a diferencia de la astrología occidental) en cuanto a los efectos de un signo en la personalidad y vida de la persona.
(Cuando decimos “Fulano es de Aries” en el sistema védico nos referimos a que su ascendente es el signo de Aries)
La Casa Uno representa: el ser, la auto-identidad, el carácter, la personalidad, la principal energía que impulsa el comienzo de la vida o de un evento, el comienzo, el nacimiento y la temprana infancia y sus condiciones, el cuerpo físico y su salud, fortalezas y debilidades así como la apariencia física.
La condición y fortaleza en la Casa Uno y su planeta regente es un factor muy importante para determinar la salud y vitalidad de un individuo.
Dentro del cuerpo físico, la Casa Uno representa especialmente el área de la cabeza, incluyendo el cabello y el cerebro.
También indica importantes tendencias de la personalidad y de como el individuo se proyecta a si mismo en un nivel público, su apariencia pública, como los demás lo perciben.
El signo y los planetas ubicados en el ascendente o que lo aspectan y también el planeta regente de la Casa Uno, y la casa donde está ubicado tienen también un importante efecto en la personalidad, sentido del dharma, tendencias laborales o otros aspectos de la vida.

La Casa Dos (Dhana bhava)

Esta casa está relacionada con la riqueza y la prosperidad.
Representa el dinero, prosperidad, contabilidad, finanzas, objetos valiosos como joyas o similares, lugares como bancos o tesorería.
También la Casa Dos representa la boca y los alimentos, los hábitos alimenticios, bebidas y que tipo de comidas le gusta al individuo; también representa la voz, el habla, lenguaje, idioma y capacidad de comunicación verbal, la familia, la herencia familiar, el dinero de la familia y la niñez.
Desde el punto de vista físico representa la cara, la boca, garganta, cuello, glándula tiroides, ojo derecho, dientes, lengua, nariz y uñas.
También muestra los potenciales interiores.

La Casa Tres (Bratri Bhava)

Esta casa representa los deseos, impulsos, el coraje, ambiciones, motivaciones, movimientos constantes o viajes cortos, hermanos y hermanas (principalmente los menores) y amigos cercanos. 
Es también la casa de la expresión y las comunicaciones y se relaciona con artistas y el mundo del espectáculo, músicos, actores, bailarines, escritores, periodistas, el mundo de los negocios, los medios de comunicación y la Internet.
Físicamente representa la fortaleza, los miembros superiores, brazos, hombros, codos, muñecas, manos y el la zona superior del pecho, los pulmones y las vías respiratorias superiores.

La Casa Cuatro (matri bhava o sukha bhava)

Representa lo que esta debajo nuestro, del otro lado de la tierra.
Representa la vida interior, las emociones, la madre, la maternidad, la tierra y la madre naturaleza, el hogar, la educación, propiedades como casas, tierras, ganado, inmuebles y vehículos.
Está también relacionada con las emociones, los sentimientos más íntimos y profundos y la felicidad interior.
En el cuerpo físico representa el área del pecho, el corazón, las mamas y la leche materna.
Espiritualmente esta es la casa de la devoción o Bhakti, el amor, paz y bienestar emocional.

La Casa Cinco (putra bhava)

Esta casa representa la capacidad para tener hijos, así como la relación con ellos, su bienestar y características y lo relacionado con embarazos y niños. 
También representa la capacidad para ser creativo en un nivel mental, las ideas creativas, inteligencia creativa o buddhi, escritura, diseño o creatividad artística.
Es una casa auspiciosa relacionada con el “Purva punya” o los buenos karmas pasados o méritos y como estos pueden manifestarse en talentos y bendiciones en esta vida.
Es una casa de “dharma”, relacionada con el sentido de rectitud, deber, justicia, sabiduría, educación, procesos de aprendizaje, estudio, enseñanza, instituciones educacionales, libros, escritores, bibliotecas, escrituras sagradas y también los mantras.
Espiritualmente, es una casa importante para determinar el “Ishta Devata” o la deidad o forma de Dios, con la que cada persona tiene una natural conexión, que viene de adoraciones hechas en vidas pasadas y tendencias naturales de su mente.
Esta casa está también relacionada con la capacidad de jugar y la diversión, los juegos, la naturaleza infantil, deportes, entretenimientos, el romanticismo en las relaciones amorosas, la recreación y que nos gusta hacer.
Está también relacionada con la buena suerte y la fortuna en la especulación, el juego de azar, las especulaciones o inversiones.
En lo físico representa la parte superior del abdomen, el estómago, hígado, páncreas y los embarazos.

La Casa Seis (shatru bhava)

Es llamada la casa de las dificultades, enfermedades, enemigos, deudas, obstáculos, trabajo duro y servidumbre.
También muestra la posibilidad o capacidad de vencer esos obstáculos y enfermedades, la sanación y la capacidad de ganar sobre los enemigos, por lo tanto está generalmente relacionada con médicos, sanadores y personas que trabajan en al área de la salud.
También se relaciona con los militares, policías, atletas, deportistas, la fortaleza física, la competencia, capacidad para hacer grandes esfuerzos y trabajar duro y el servicio a otras personas.
Generalmente la ubicación del regente de la casa seis y las planetas ubicados en la casa seis nos indican áreas de dificultad en la vida, áreas donde puede haber más oposición u obstáculos a vencer y la necesidad de hacer un mayor esfuerzo, y también indica las partes del cuerpo que pueden estar más propensas a enfermedades, lesiones, accidentes o dolores.
Más específicamente, esta casa está relacionada con el sistema digestivo y el inmunológico.
Espiritualmente es también importante y está relacionada con el “Karma Yoga” o servicio desinteresado y también la capacidad de hacer un constante y regular esfuerzo, necesario para el “Sadhana” o práctica espiritual, la autodisciplina y austeridad, la capacidad de nadar en contra de la corriente o de caminar cuesta arriba.
También es una importante casa de “Artha”, representando la capacidad de trabajar duro para conseguir las metas materiales.

La Casa Siete (Kalatra bhava)

Esta Casa se relaciona principalmente con el matrimonio, el cónyuge, la sexualidad y relación de pareja así como otras importantes relaciones personales y sociedades.
La Casa Siete es la opuesta al ascendente. Es llamada también el “descendente”. 
Por lo tanto representa lo que el individuo está buscando para complementarse a si mismo, lo que uno siente que le falta o necesita.
Los opuestos se atraen. Y la Casa Siete representa la “otra persona”, el opuesto pero complementario de uno mismo.
Es una casa de “Kama”, relacionada con los deseos, especialmente los sexuales y la sexualidad en general, así como el deseo o impulso por tener relaciones y sociedades de tipo estable o comprometida.
(Mientras que las relaciones mas informales o “aventuras” y también el romanticismo y juego en la pareja, están regidas por la Casa Cinco , la Casa Siete se relaciona mas con la relación matrimonial o donde hay una forma de “sociedad”).
Esta casa está relacionada también con los negocios, el comercio, relaciones y socios comerciales, clientes y también representa viajes, lugares diferentes al de origen y negocios con el exterior.

La Casa Ocho (ayur bhava o mrityu bhava)

Esta casa representa la muerte (mrityu) así como la longevidad (ayur). 
Es una casa complicada, relacionada con la obstrucción al flujo de la vida, a la prosperidad material y al bienestar mental.
Es una energía que va en sentido contrario a la manifestación material, tiende a destruir u obstruir materialmente, pero es también una de las casas de “Moksha” o liberación espiritual, ayudando a la consciencia a conectarse con planos no físicos sino astrales y espirituales.
Representa lo oculto, lo desconocido, lo misterioso, las áreas oscuras de la vida y la mente, los karmas negativos y difíciles.
También representa los órganos sexuales y la energía sexual, la atracción sexual, así como el magnetismo que ejerce sobre otras personas.
Si esta casa está afligida puede conducir a una vida corta o a enfermedades crónicas, sufrimientos, tragedias, miedos, depresión mental, angustia, pérdida de objetos o seres queridos, bancarrotas, crímenes, encarcelamientos u otras formas de castigos, aberraciones sexuales, influencias de entidades astrales negativas, adicciones, alcoholismo u otras formas de degradación mental y física.
Por otro lado, si esta casa es fuerte y bien dispuesta, puede traer los resultados opuestos, por ejemplo: larda vida, destrucción de enemigos y dificultades, conocimiento de la mente y sus potenciales ocultos, conocimientos de psicología, matemáticas y ciencias, despertar de los poderes psíquicos y facultades paranormales, intuición, conocimiento de secretos, conocimientos esotéricos como astrología y tantra, destreza en el Yoga y el control de la mente y el cuerpo astral y logro de Moksha o liberación espiritual.
Esta casa representa el poder de la “Kundalini”. Es el poder espiritual y psíquico latente.
De acuerdo con las escrituras y enseñanzas del Yoga, si esta energía es despertada y fluye hacia abajo, lleva a la persona la esclavitud o el infierno, si fluye hacia arriba, lleva a la persona a obtener todo tipo de conocimientos, experiencias celestiales, logro de la liberación espiritual, iluminación o liberación de todo sufrimiento.
Los planetas ubicados en la Casa Ocho y las casas que ellos son regentes, tienden a sufrir y ser áreas de dificultad, a menos que esos planetas sean fuertes como ser, estando en su exaltación o en su propio signo, cuando ellos entonces traen buenos resultados.
Básicamente es una casa de dificultades para lo relacionado con los aspectos materiales de la vida, ya que representa el retraimiento de la energía desde el plano material, pero a causa de eso, tiene igualmente un importante rol en el despertar y evolución espiritual.
Esta casa está relacionada con la intensa transformación y purificación del mal karma del pasado, lo cual es muy necesario para el despertar espiritual, aún cuando el proceso es generalmente doloroso.
En el cuerpo físico representa las partes privadas, los órganos genitales exteriores y el área del ano.

La Casa Nueve (Dharma bhava)

Esta es la casa del “dharma” o rectitud y se relaciona con: buenas acciones, buen karma, justicia, valores morales y ética, sabiduría, conocimiento superior, enseñanza superior, universidades, filosofía, religión, espiritualidad, el Guru o Maestro y la relación con él, interés y capacidad en enseñar y difundir el conocimiento.
Es considerada la casa más auspiciosa o de la buena suerte.
La “buena suerte” no es otra cosa que el resultado de haber seguido el Dharma o buenas acciones en el pasado, y el seguirlo en el presente atraerá la buena suerte en el futuro.
Por lo tanto los planetas ubicados en esta casa y las casas de las que ellos son regentes tenderán a prosperar y manifestar sus mejores cualidades, a menos que ellos estén debilitados o severamente afligidos.
El planeta regente de la Casa Nueve es también un planeta benéfico que bendecirá la casa donde esté ubicado y/o aspectando, si no está afligido.
La Casa Nueve es la principal casa para entender las inclinaciones espirituales de una persona, sus valores filosóficos, sentido del deber, sendero espiritual, inclinación religiosa, el principal dharma, deber o misión en la vida, el tipo de camino que lo conducirá al mayor beneficio o crecimiento.
Está también relacionada con peregrinaciones, viajes exitosos por razones espirituales así como también favorece la conexión con personas y países extranjeros, misiones diplomáticas, etc.

La Casa Diez (karma bhava)

Esta casa representa nuestras acciones y principales trabajos en la vida.
Es la casa donde podemos analizar lo relacionado con el éxito o fracaso en la carrera, la vocación natural y talentos, nombre, fama, prestigio, honor y reconocimiento en nuestro trabajo.
Representa la posición y poder que la persona tiene en la sociedad, relacionada con sus logros laborales.
La Casa Diez es la que esta en más alta posición en el cielo al momento del nacimiento, por lo tanto representa nuestra dirección y metas en las acciones y la misión personal y trabajo que se supone que tenemos que hacer en esta vida. 
Es una casa “Artha”, relacionada con la prosperidad, posición y seguridad material.
La Casa Diez es considerada la casa “Kendra” o casa angular más fuerte e importante, siendo un importante baluarte en apoyo de la fortaleza de la carta natal en su totalidad.
Los planetas ubicados en la Casa Diez tienden a ser muy importantes, fuertes y visibles externamente y manifiestos en la vida de una persona y tienden a hacer a la persona ambiciosa y extrovertida.
La naturaleza de esos planetas y la casa que ellos rigen serán factores de importante influencia para determinar la carrera y profesión de la persona en esta vida.

La Casa Once (labha bhava)

Es llamada la casa de las ganancias y logros.
Es una casa “Kama”, relacionada con los deseos y la capacidad para satisfacerlos.
Está relacionada con la abundancia, el dinero, ingresos económicos y la posesión de los objetos deseados.
Los planetas situados en la Casa Once tienden a dar buenos resultados y las casas que ellos son regentes prosperan y desarrollan sus potenciales.
Sin embargo el regente de la Casa Once pude tener efectos perjudiciales para lo relacionado con la salud o relaciones personales (la Casa Once es la Seis desde la Seis)
Los planetas ubicados en esta casa, la ubicación de su regente y la conexión que estos hacen con otras casas muestran las formas de obtener ingresos, los principales medios para ganar dinero y pueden ser importantes factores en la determinación de la profesión y trabajo de una persona, junto con la casa Diez y su regente.
Esta casa está también relacionada con el medio social de la persona, grupos de personas, allegados, amigos íntimos y también hermanos, principalmente los hermanos mayores (la casa 3 representa mas a los hermanos menores).

La Casa Doce (vyaya bhava)

Esta Casa se relaciona con las pérdidas, desapegos, separación, entrega y renuncia.
Es la última de las casas, por lo tanto representa los finales, la disolución, el momento en el que se pierde la individualidad y el ego y todo retorna nuevamente a su fuente.
Representa el aislamiento, la reclusión y abandono de las posesiones o apegos materiales.
Representa lo que tenemos que desapegarnos y renunciar en esta vida y nuestra principal fuente de gastos o de objetos perdidos.
Si esta casa y su regente están afligidos puede causar importantes pérdidas materiales, separación, sentimientos de soledad, depresión, aislamiento, exilio, encarcelamiento, hospitalización, adicciones, falta de éxito en emprendimientos, pérdida de objetos o personas queridas.
Por el otro lado, es la casa más importante desde el punto de vista espiritual.
Es la casa de “Moksha” o liberación del ciclo de nacimientos y muertes, y del dolor y apegos materiales, para retornar al origen de donde viene el alma, la pura conciencia o Dios.
Esta casa representa lo opuesto al materialismo. Es el momento cuando lo material se disuelve y la consciencia retorna a su origen o Dios.
Esta casa está relacionada con los monjes, gente que busca a Dios y la iluminación, la capacidad de desapegarse de la ilusión material para volverse uno con la divinidad.
Está relacionada con la caridad, dar, generosidad organizaciones sin fines de lucro, acciones filantrópicas hechas sin ninguna expectativa de recompensa material o personal, deseo de estar en lugares apartados fuera del mundanal ruido, ashrams o monasterios, lugares de oración y meditación y las experiencias espirituales y místicas.
Esta casa está relacionada con el desprendimiento de uno mismo, perder la individualidad o “ego” para realizar el Alma y la unidad con Dios.
Pero si esta casa está severamente afligida y hay en la carta natal otras indicaciones de debilidad en la mente, puede conducir a la persona a desear perder su ego y su personalidad a través de métodos no sanos ni espirituales, como el alcohol, drogas, sexo, dejarse someter o esclavizar por otras personas, perdida de la fuerza de voluntad y debilidad de la personalidad.
Los planetas ubicados en la Casa Decimo Segunda tienden a perder su fuerza y capacidad para expresar su energía en un nivel concreto o material, aún cuando ellos pueden ser muy favorables para las prácticas espirituales o para el éxito en países extranjeros.
Planetas ubicados en la Cada Decimo Segunda y la ubicación del regente de la Casa Doce indican áreas en que se experimentara alguna perdida o separación, a veces contra lo que la persona desea, otras veces habrá un natural desapego o desinterés hacia ellas.
Si esos planetas representan gente, como padres, hijos, cónyuges, etc., sus ubicaciones en la Casa Doce tenderán a crear una separación o pérdida de ellos o alguna dificultad en la relación o indicará que estas personas puedes tener dificultades personales.
Importantes planetas como el regente del ascendente, la luna o el sol, en la Decimo Segunda  Casa pueden traer un sentido de insatisfacción con la vida o un sentimiento de que falta algo en la vida, o un sentido de no pertenecer al mundo, lo que puede crear un sentimiento de soledad o aislamiento, pero también es un fuerte llamado para encontrar la fuente real de felicidad, que está en la realización espiritual y lo Divino.
Muestra un alma avanzada que está lista para ingresar a un nivel de mayor consciencia espiritual. Una vez estabilizados en un camino espiritual y encontrando paz interior, ellos pueden también ser exitosos en otras actividades de la vida.
Esta casa está también relacionada con “la comodidad en la cama” por lo tanto está relacionada con la capacidad de dormir bien o no y los disfrutes o dificultades sexuales.
La Casa Decimo Segunda también representa el exilio, lugares lejanos, países extranjeros, personas extranjeras, viajes largos, comercio exterior, importaciones y exportaciones, turismo, agencias de viajes.-
Los lugares de aislamiento y reclusión, como hospitales, cárceles, monasterios, vivir en la naturaleza, fuera del ruido y excitación de las ciudades, también están regidos por la Casa Decimo Segunda.
Físicamente, representa a los pies.

Tipos De Casas

Las Doce casas o Bhavas están clasificadas en varios grupos:
Las Casas Dharma: Casas 1,5 y 9
Esas casas están relacionadas con el sentido del deber, la misión en la vida, el camino para el progreso del alma en la evolución espiritual, la filosofía de vida, principios morales y éticos, la religión, espiritualidad, tipos de adoración, maestros espirituales, enseñanzas, honestidad y valores morales.
Están consideradas como las casas más auspiciosas, ya que seguir el dharma o el deber trae buena suerte debido al resultado del buen karma.
Estas casas también muestran el buen karma del pasado y como esta afecta en la vida presente.
Los planetas ubicados en estas casas, además de las casas que rigen, tienden a prosperar y ser favorables para la persona y además indican la forma en que la persona progresa espiritualmente en esta vida y crea buen karma para el futuro.

Las Casas “Artha”: Casas 2,6 y 10
Artha está relacionada con el mantenimiento material y físico de la vida.
Están relacionadas con la prosperidad, abundancia, dinero, trabajo, éxitos materiales y reconocimiento.
La casa 2 se relaciona principalmente con la abundancia en general, el dinero de la familia o fortuna que viene sin esfuerzo.
La casa 6 representa la capacidad de hacer esfuerzos y trabajar duro para obtener lo que el individuo necesita así como los posibles obstáculos en la vida y la capacidad para vencerlos.
La casa 10 representa el éxito laboral, estatus o posición social, nombre y fama.
Las casas “Kama”: Casas 3,7 y 11
Están Relacionadas con los deseos, los disfrutes sensuales y la posibilidad de satisfacerlos.
La casa 3 está relacionada principalmente con las ambiciones y motivaciones personales, poder personal y físico.
La casa 7 representa sobre todo lo sexual, deseo y atracción por el sexo opuesto, el deseo de tener una relación íntima y otro tipo de sociedades.
La casa 11 se relaciona más con los deseos de tener dinero, ganancias y posesión de objetos o situaciones deseadas. También está relacionada con el deseo de disfrutar la amistad y las relaciones sociales.
Las casas “Moksha”: Casas 4,8 y 12
Esas casas están relacionadas con la vida espiritual y la búsqueda de liberación de la esclavitud material y del circulo del Karma y los sufrimientos del mundo.
Moksha es la más alta meta de vida, el retorno a la fuente desde donde el alma proviene, para llegar a la absoluta iluminación y libertad.
Es la necesidad de desapego y de soltarse del mundo material y los pensamientos para su completa inmersión en la conciencia espiritual.
La casa 4 está relacionada con el camino del amor y devoción o Bhakti, entrega del corazón (apertura del chakra del corazón) y sublimación de las emociones hacia Dios y la experiencia de la felicidad y el amor cósmico.
La casa 8 está relacionada con la destrucción de la ignorancia espiritual y purificación de los malos karmas pasados y el despertar de la Kundalini, el poder espiritual y psíquico que trae la capacidad para controlar y tener dominio sobre la mente y conquistar la muerte.
La casa 12 representa la entrega completa del Ego y sentido de individualidad a Dios, desapegándose de las posesiones materiales.
Es el camino de la renuncia, aislamiento, monasterio y entrega.
Las casas “Kendra” (casas angulares): 1,4,7 Y 10
Ellas representan la fortaleza de la carta y la vida en general y la capacidad para conseguir las metas deseadas.
Los planetas situados en estas casas son fuertes y tienen la capacidad de expresar sus energías plenamente.
Planetas benéficos ubicados aquí, son de mucho apoyo y agregan longevidad y éxito en la vida, mientras que los planetas maléficos pueden causar una gran cantidad de dificultades.
La Decima Casa es considerada la más fuerte y los planetas allí tienden a dominar la totalidad de la carta pudiendo a veces ser aún más predominantes que el ascendente en sus efectos en la vida y la personalidad.
Las casas “Trikona”: Casas 1,5 y 9
Ellas corresponden a las casas Dharma y son las casas de la buena suerte, éxito, sabiduría y conocimiento.
Planetas posicionados en estas casas y las casas que ellos rigen tienden a fructificar y prosperar.
Planetas benéficos situados aquí traen buena suerte y buenas oportunidades en la vida debido a buenas acciones presentes y pasadas y al carácter moral.
El planeta regente de estas casas también trae resultados favorables para las casas en que se ubica, aspecta o influencia.
Las casas “Upachaya”: Casas 3,6,11 y 10
Son llamadas casas de crecimiento.
Los planetas situados en esas casas tienden a crecer y mejorar con el tiempo y la edad.
Los planetas maléficos ubicados aquí (especialmente en las casas 3,6 y 11) son una gran ayuda para superar toda clase de dificultades en la vida.
Es la mejor ubicación para los planetas maléficos.
Las casas “Dushtana”: Casas 6,8 y 12
Son llamadas las casas de sufrimiento y dificultades.
La casa 3 es también considerada como una “dushtana” pero con un efecto mas suave. (La casa 3 es la casa 8 desde la 8)
Estas casas son adversas para la prosperidad material y bienestar y los planetas ubicados en ellas y las casas que ellos rigen tienden a sufrir, estar obstruidas o ser fuente de dolor en la vida.
La gente o partes del cuerpo que los planetas ubicados en estas casas representan, tenderán a ser fuente de dolor.
Si los planetas ubicados aquí están exaltados o en su propia casa, esto es en realidad beneficioso y da la capacidad para soportar y superar el dolor y las dificultades.
La casa 6 está relacionada con los obstáculos, enfermedades, accidentes, luchas, peleas, enemigos y deudas.
La casa 8 está relacionada con la obstrucción, muerte, dolor, oscuridad o depresión.
La casa 12 está relacionada con pérdidas, separaciones y finales.
A pesar de eso, estas casas son importantes para el crecimiento espiritual si ellas están fuertes y bien dispuestas, representan la capacidad para practicar Yoga y liberarse del dolor o sufrimientos.
La ubicación del regente de una casa dushtana en otra casa dushtana es favorable y tiende a anular en gran parte los efectos negativos.
Las casas “Panapara”: Casas 2,5,8 y 11 (o casas exitosas)
Estas casas corresponden en significado con los signos fijos, relacionados con estabilidad, preservación, ingresos y seguridad material.
Los planetas situados en esas casas están considerados como moderados en fortaleza.
La Casa Ocho puede traer abundancia a través de herencias, testamentos o del conjugue, pero también es una casa “dushtana”, capaz de traer resultados negativos.
Las Casas “Apoklima”: Casas 3, 6, 9 y 12
Los planetas ubicados en esas casas son considerados débiles y no muy poderosos.
Esas casas corresponden en su significado a los signos duales.
Entre ellas, la Casa Nueve es la mejor, ya que es también una casa “dharma” y los planetas ubicados aquí son fuertes y tienden a traer buena suerte.
La Casa Doce es considerada la más débil de todas y los planetas situados aquí tienen dificultades para expresar su energía en niveles concretos materiales, aunque ellos pueden ser muy buenos para el progreso espiritual.
Las Casas “Maraka”: Casas 2 y 7
Las Casas 2 y 7 son llamadas “Maraka” o “mortales” y tienen la capacidad de causar la muerte o enfermedades.
Normalmente la muerte de una persona es durante la “Maha Dasha” o “Antar Dasha” (Período o sub-período planetario) y/o tránsitos de un planeta ubicado o asociado con estas casas o los regentes de esas casas.
El regente de las casas 8 y 12 o planetas situados en ellas son también capaces de causar la muerte


Siguiente

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por tu Comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...