18 de abril de 2015

Mudra de Venus -


Para Realizar este Mudra

Entrelaza los dedos, colocando el dedo meñique de la mano izquierda en último lugar y el pulgar de la mano derecha se coloca en el área carnosa del dedo pulgar izquierdo; esta área es conocida como el monte de Venus la cual activa la energía sensual y sexual.

En las mujeres, se cambia la posición del dedo meñique de la mano derecha colocándolo al final.

Efectos de Mudra de Venus

Este mudra promueve un balance glandular y trae la habilidad de concentrarte fácilmente mientras meditas.

Uno de los mudras más usados en kundalini yoga es el Mudra de Venus
Venus representa la sensualidad y la sexualidad, y también la creatividad. 
Este mudra canaliza la energía sexual y balancea el sistema glandular y endocrino. Sólo con el mero hecho de colocar las manos en este mudra sobre tu regazo, lograrás una mayor concentración y conciencia, facilitando el enfoque en el momento presente, la sensación de estar exclusivamente aquí y ahora.

Cómo Hacerlo

El mudra de Venus se construye entrelazando los dedos. Sin embargo, hay que tener en cuenta algo importante: las mujeres colocan el dedo meñique derecho debajo de todo y presionan ligeramente el pulgar derecho con el izquierdo; en el caso de los hombres, el meñique izquierdo está abajo y se presiona el pulgar izquierdo con el derecho.

El pulgar que queda en el interior del mudra se coloca en la membrana entre el pulgar y el índice de la mano opuesta. Esta posición del pulgar es natural, una ligera presión bastará. No hace falta que la fuerces, sino que estimules el área con toda la intención. 
En la digitopuntura se trabaja este punto para tratar los trastornos estomacales e intestinales, la sinusitis, los resfriados, los dolores de garganta y la tos. Si te fijas en los órganos implicados, verás que tienen relación con la aceptación, el desapego, la verdad, la vivencia de la imposición desde fuera o el reconocimiento desde dentro.

Como ya se ha apuntado, este mudra también concentra la energía del Segundo Chakra y la orienta hacia los chakras superiores. 
Por esto tiene dos efectos principales: canalizar la energía sexual o creativa, y promover el equilibrio glandular.
Mediante la construcción de este mudra, obtenemos energía para sentirnos preparados, ágiles, y sentir que somos eficientes. 

El pulgar representa el ego y la afirmación vital del yo. 



Su monte se asocia con la sensualidad, la sexualidad y la líbido, con la energía creativa dinámica que puede ser canalizada hacia el cuarto o el quinto chakra, con el cual el segundo está estrechamente relacionado. Practicarlo en postura meditativa, descansando las manos en el regazo, te brindará la capacidad de concentrarte fácilmente.
En algunas posturas de yoga se hace con las palmas juntas porque así permite trabajar más la apertura de hombros y las costillas superiores, expandiendo el pecho y la caja torácica. Sostenerlo por detrás de la espalda, como en la posición de Yoga Mudra, te proporcionará más sujeción. 

Por otra parte sienta muy bien practicarlo después de levantarte del sueño de la noche o de una siesta. Lo colocas detrás de la cabeza mientras los codos quedan en la almohada y tomas varias respiraciones sintiendo cómo se abre el tórax. Te motivarás a emprender tus quehaceres mientras se deshacen las tensiones y la pereza.
Asimismo, lo puedes usar para salir de una relajación larga y hacer alguna visualización que te motive, o conquistar una actitud positiva.

Siguiente

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por tu Comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...