LAS SIETE LINEAS DE UMBANDA -

Las siete Líneas de Umbanda, son en verdad, las siete irradiaciones vivas de Dios:

Irradiación de la Fe

Irradiación del Amor

Irradiación del Conocimiento

Irradiación de la Justicia

Irradiación de la Ley

Irradiación de la Evolución  

Irradiación de la Creatividad

Muchos autores umbandistas dieron a las siete líneas varias clasificaciones, todas ellas basadas en el conocimiento corriente de entonces, pues el sincretismo con la religión católica mezclaba los Orixás con los santos católicos, ya que solo así conseguían practicar la Umbanda en esa época.

La cultura brasilera es cristiana. Por eso en esa época era común asociar a los Orixás con los santos católicos, pues así era, y sigue siendo en algunos lugares, amortiguadores de la transición religiosa de los nuevos adeptos de la Umbanda.

Debemos de entender que la cosmogénesis umbandista se diferencia de la católica ya que este último se fundamenta en la judaica y la otra en la nigeriana.

En la comogénesis judaica, Dios creó todo y se lo entregó completo al hombre.

En la cosmogénesis nigeriana, Dios (también llamado de Olodumaré u Olorum) delegó a los Orixás la función de concretizar el  "ayé" o tierra (el planeta) y los seres que lo habitarían.

Teogonía es una cosa y cosmogénesis es otra cosa.

Cuando dos teogonías se sincretizan, muchas cosas se nos muestra o nos son enseñadas de forma confusa, incomprensible y difícil de ser aprendida, asimilada o retransmitida.

Eso sucedió con las Siete Líneas de Umbanda, inexistentes en la teología del culto afro (candomblé).

El sincretismo confundió dos religiones y la existencia de estas nuestras siete líneas se distorsionó, dificultando su explicación lógica o correcta.

Algunos autores umbandistas por una falta de información teológica describían como: línea del oriente; línea de santo; línea de San jorge; línea de San Jerónimo; línea africana; línea de San Lázaro; Línea de Oxalá; línea de indios afro amerindios...

Todo quedó confuso porque confundieron las corrientes o irradiaciones religiosas evocadas por los espíritus-guías cuando cuestionaban a cual Orixá pertenecían.

Pero todo eso fue necesario, pues en los “tiempos” de entonces la preocupación de los espíritus mentores de la Umbanda era de fundar y concretizar una religión, y no de codificarla.

Espíritus oriundos de muchas religiones se congregaron en la Umbanda y cada uno traía aún latente su última formación religiosa.

Esa diversidad de formaciones religiosas de los espíritus aún es, un factor de confusión entre algunos interpretes umbandistas, ya que, si un espíritu-guía es hindú, o árabe, como encajarlo en la jerarquía de los Orixás?.

Muchas personas, siempre movidas por la curiosidad o el intento de disimular el vació de conocimiento que poseían, querían explicar a su modo el universo religioso de entonces. Y, siempre movidos por esa voluntad, intentaron imponer definiciones personales para un misterio superior y anterior a todas las teologías existentes sobre la faz de la tierra, pues en verdad, las siete líneas aludidas no son líneas de santos católicos o de Orixás aislados, pero si, se refiere al septenario sagrado, el donador de todas las religiones y de todas las divinidades que forman sus teogonías.

Sí. Todas las teogonías son formadas por divinidades “donadas” por el septenario sagrado, pues todo y todos en este planeta son regidos y están ligados a él, el sustentador de todas las religiones.

El septenario es formado por siete tronos u Orixás Ancestrales donadores de las siete cualidades divinas que dan sustento a la vida, cualidades estas fácilmente identificables, pues también dan origen a los elementos y a las energías que alimentan nuestros sentidos.

Los siete elementos son estos; el cristal, el mineral, el vegetal, el fuego, el aire, la tierra, el agua.


Las siete energías son estas: energía cristalina, energía mineral, energía vegetal, energía ígnea, energía eólica, energía telúrica, energía acuática.

Los siete sentidos son estos: sentido de la Fe, sentido del Amor, sentido del Conocimiento, sentido de la Justicia, sentido de la Ley, sentido de la Evolución, sentido de la Generación.

Las siete irradiaciones planetarias no se restringen solo a nuestro universo religioso (material o espiritual), pero si, alcanza todo lo que existe en este nuestro planeta, pero que se mantiene oculto de nosotros por pertenecer a otras dimensiones de la vida, mucho más pobladas que la nuestra.

Esas otras dimensiones de la vida, todas ligadas al plano material planetario, son regidas por Orixás o Tronos dimensionales, denominados por nosotros de Regentes de dimensiones.

Dentro de nuestro planeta hay siete dimensiones elementares básicas, que son: dimensión cristalina pura, dimensión mineral pura, dimensión vegetal pura, dimensión ígnea pura, dimensión eólica pura, dimensión telúrica pura, dimensión acuática pura.

Cada una de ellas tiene un par de Orixás regentes, siendo que uno es una divinidad masculina y la otra femenina, ambas generadoras e irradiadoras de magnetismo mental, de energía viva y de sentimientos relacionados al elemento que los distingue.

Entonces tenemos siete pares de Orixás puros y estos son: Orixás cristalinos, Orixás minerales, Orixás vegetales, Orixás ígneos, Orixás eólicos, Orixás telúricos, Orixás acuáticos.

Estos siete Orixás elementares regentes de dimensiones poseen sus jerarquías divinas, formadas por Orixás elementares regentes de fajas vibratorias o evolutivas de los seres aún en el eslabón elemental de la evolución.

Estos Orixás regentes de fajas evolutivas, cada una con un magnetismo específico, son denominados de Orixás elementares puros y sus irradiaciones son horizontales, alcanzando todo y todos lo que estuvieren dentro de las fajas regidas por ellos, que son divinidades, pero limitados a la dimensión elementar que pertenecen.


Estos Orixás “medios” poseen sus jerarquías de Orixás menores, que actúan equilibrando los reinos elementares en los cuales viven millones de seres aún en evolución elemental pura.

Muchos guías de ley de Umbanda son ligados (están asentados) a estos Orixás menores elementares puros y recurren a los misterios de ellos, así como trabajan con sus energías, poderosas y fundamentales en el campo de la magia y de las curas.

Un Orixá elementar es un irradiador de un tipo de energía que impresiona intensamente a alguien que la estuviere recibiendo a través del sentido asociado a él.

Los Orixás elementares de los cristales actúan en el sentido de la fe.

Los Orixás elementares de los minerales actúan en el sentido del amor.

Los Orixás elementares de los vegetales actúan en el campo del conocimiento.

Los Orixás elementares ígneos actúan en el sentido de la razón.



Los Orixás elementares eólicos actúan en el sentido de la dirección.

Los Orixás elementares telúricos actúan en el sentido de la evolución.

Los Orixás elementares acuáticos actúan en el sentido de la creatividad.

Estas siete clases de Orixás elementares están totalmente asociados a los elementos de la naturaleza terrestre y están en la base religiosa de las Siete Líneas de Umbanda, ya que las siete vibraciones vivas de los siete Orixás ancestrales se concretizan en todos los aspectos, inclusive en la naturaleza física de nuestro planeta.

Estas siete líneas elementares tienen en sus líneas de caboclos y caboclas dentro del ritual de Umbanda Sagrada, a los cuales denominamos así: caboclos(as) cristalinos, caboclos(as) minerales, caboclos(as) vegetales, choclos(as), ígneas, caboclos(as) eólicas, caboclos(as) telúricas, caboclos(as) acuáticas.


Estas líneas de caboclos(as) son las que mantienen una correspondencia pura con las Siete Líneas de Umbanda, pues lidian (trabajan) con energías puras asociadas a sentidos específicos de los seres. Y actúan en ellos de forma a reequilibrarlos energéticamente, pues irradian directamente en sus cuerpos energéticos primarios o básicos o elementares, cuerpo este que es la base de otros cuerpos (plasmas) de los espíritus (tanto los encarnados como los desencarnados).

Como en el pasado asociaron las Siete Líneas de Umbanda con apenas siete Orixás y hasta mismo con siete santos católicos o con siete líneas de trabajos espirituales, el verdadero, el divino y poderosísimo misterio y fundamento de Umbanda no pudo ser abierto a los Umbandistas de ese entonces y toda la religión quedó sin parte de su misterio, pues recogieron interpretaciones ajenas sobre misterios ajenos para tapar ese vacío.

Concluyendo este primer comentario acerca de las Siete Líneas de Umbanda, podemos decir esto:

Las Siete Líneas de Umbanda son las siete irradiaciones vivas de Dios absorbidas por nuestro amado regente planetario (Trono de las Siete Encrucijadas) e irradiadas a través de los siete Orixás ancestrales, los concretizadores de nuestra amada morada divina que denominamos planeta tierra.



Los siete Orixás ancestrales son estos:
  • Orixá de la fe o de la religiosidad
  • Orixá del amor o de la concepción
  • Orixá del conocimiento o raciocinio
  • Orixá de la razón o de la justicia
  • Orixá de la ley o del orden
  • Orixá de la evolución o de la transmutación
  • Orixá de la generación o de la creatividad
Las siete Líneas de la Umbanda son estas:
  • Línea de la Fe o Cristalina
  • Línea del Amor o Mineral
  • Línea del Conocimiento o Vegetal
  • Línea de la Justicia o Ígneo
  • Línea de la Ley o Eólica
  • Línea de la Evolución o Telúrica
  • Línea de la Generación o Acuática


    ES IMPORTANTE RESALTAR QUE NO SON SIETE LÍNEAS ESPIRITUALES O SANTOS CATÓLICOS.


    Fuentes Consutadas
    Umbanda Sagrada

    0 comentarios : ( +add yours? )

    Publicar un comentario en la entrada

    Gracias por tu Comentario

    Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

    LinkWithin

    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...